Estamos realizando la limpieza general de las 4 fachadas del edificio que esta totalmente aplacado de mármol blanco.

La técnica de limpieza utilizada es la denominada microchorro de abrasivo, se basa en la proyección de partículas abrasivas de diferentes características según el objeto o material a limpiar, en este caso estamos utilizando silicato de aluminio que por sus características y las del material a limpiar es el más adecuado.

El abrasivo se proyecta mediante aire a presión controlada que puede variar entre 1 y 4 kg/cm2. en función de la dureza del sustrato que queremos limpiar. En este caso tratándose de aplacado de mármol, la presión habitual utilizada esta entre 2,5 y 3 kg/cm2..